Cómo Internet y las páginas web cambiaron nuestras vidas

Cómo Internet y las páginas web cambiaron nuestras vidas

Hemos hablado en este blog sobre tecnología en varias ocasiones: Internet de las cosas, wearables, tecnología en los coches, etc… Sin embargo nunca (y creo que es una cuestión de que todavía no somos realmente conscientes de todo lo que ha supuesto para nosotros) hemos hablado sobre Internet, así, a secas, como “ente” que ha revolucionado nuestras vidas tal y como las entendíamos hace algo más de 20 años. Y no sólo Internet, un concepto abstracto que quizá no refleja realmente el verdadero cambio. Las páginas web revolucionaron nuestra vida sin que prácticamente nos diéramos cuenta de ello.

No entraré en como surgió Internet, ya que hay muchísima bibliografía sobre ello en Internet, precisamente. Quiero enseñarte el lado más humano del asunto, quiero que juntos seamos conscientes de la verdadera revolución que ha supuesto el acceso a toda esa información gracias a Internet en tu vida cotidiana. Quiero que pienses en todas las cosas que antes no podías hacer (y que por otro lado no echabas de menos) y ahora sí.

Cosas que ha permitido Internet al entrar en nuestras vidas

- Acceso a una biblioteca infinita. Me iré en primer lugar a lo que es quizá más evidente y lo primero de lo que quizá nos aprovechamos todos cuando tuvimos por primera vez una conexión a Internet en casa. Muchas veces me planteo cómo los niños que nacen ahora, es muy probable que no utilicen jamás un libro físico para buscar por ejemplo una definición de una palabra o tema sobre el que tienen que escribir para el colegio. Esos niños no tendrán que consultar aquellos pesados tomos de enciclopedia para los que nuestros padres habían tenido que ahorrar desde años antes de que naciéramos. Toda esa información ya no ocupa espacio en nuestras estanterías, toda esa información está en Internet, está en todas y cada una de las páginas web que se crean y actualizan cada día.

- Hablar en tiempo real con una persona que está en la otra punta del mundo. Es posible que la comunicación sea uno de los aspectos más importantes sobre los que Internet ha influido con su aparición. No olvidaré jamás el primer contacto que tuve con esta experiencia en casa de un familiar cuando todavía no había tarifas planas y cada vez que conectabas el móvil no podías hablar por teléfono. Recuerdo como pasamos la tarde hablando en un chat con gente de Latinoamérica. Es muy probable que en ese momento no fuera realmente consciente de lo que aquello suponía. Ahora, después de muchos años, el pensamiento me abruma, sobre todo por todos los cambios en nuestra forma de comunicarnos que ha supuesto la inclusión de Internet en nuestras vidas. Cambios que, como apasionada de la comunicación, no siempre me parecen positivos.

internet dexpierta

- Acesso a fuentes de información mucho más diversas. ¿Cuántos de los que estáis leyendo este artículo compráis el periódico habitualmente? No hace falta que contestes. Y ya no es sólo que accedamos gratis a toda la información, sino que podemos tener acceso a la información que se publica en cualquier punto del mundo.

- Trámites con el banco. ¿Te imaginas decirle a tu abuelos o incluso a tus padres que puedes hacer una transferencia de dinero sin ni siquiera moverte del sofá? Estoy segura de que si se lo hubiera dicho a la mía no me habría creído. Y no la culpo, porque hace 20 años era algo impensable. Ahora, la mayoría de nosotros no podría vivir sin la gestión de sus cuentas bancarias “internetizada”.

- ¿Qué fue del correo postal? ¿Te recuerdas a ti mismo escribiendo una carta y echándola al buzón (ese gran invento)? Con la aparición del correo electrónico las hojitas perfumadas para escribir cartas pasaron a mejor vida. ¿Acierto o equivocación?

internet buzón dexpierta

- Trámites con la administración. A pesar de que en nuestro país las cosas vayan un poco más lentas en este sentido que en el resto de Europa, hacer, por ejemplo, la declaración de la renta de manera telemática es una de las cosas más grandes que ha traído Internet a nuestras vidas.

- Un mundo infinito de nuevos empleos relacionados con el sector de Internet. ¿Un community manager o un desarrollador web en los 70? ¿En serio? Nos habrían llamado locos. (Puedes echar un vistazo a nuestra formación al respecto aquí en la web) ;)

- Compras en la otra punta del mundo. Para los caprichosos como yo, Internet abre un abanico enorme de posibilidades. Hoy en día es posible comprar un artículo en la otra punta del mundo y tenerlo en casa, si tienes suerte, en unos pocos días. Quizá este sea uno de los cambios que más cueste hacer en la mente de la gente. Cuando se trata de nuestro dinero, no nos fiamos tanto.

- Opiniones sobre productos o servicios. ¿Irías a un hotel cuyas opiniones en Internet son negativas? Hace 20 años sí, porque no había Internet ni la posibilidad de escribir o leer esas críticas. ¿Podrías vivir hoy en día sin esta opción?

booking internet

- Formación a distancia. Siempre existieron los cursos por correo, pero nada que ver con un buen curso online, ya que la cantidad de herramientas y posibilidades que se pueden utilizar son infinitas. Es muy probable que dentro de unos años la formación en las universidades sea completamente online.

- Todo esto, GRATIS. Excepto comprar, claro. Lo único que tienes que pagar es el servicio de acceso a Internet que te da tu operador y el dispositivo desde el que te conectas.

- TIEMPO. Internet nos ahorra tiempo en muchos aspectos de nuestra vida cotidiana, que normalmente empleamos en Internet en otras cosas, porque a nivel entretenimiento también nos ha abierto muchas puertas.

Se me ocurren muchos más ejemplos, como ver contenidos audiovisuales (películas, series…) de cualquier parte del mundo sin tener que esperar que llegue a tu país o aprender recetas de cualquier parte del mundo, pero entonces este artículo sería eterno.

¿Son positivos todos estos cambios? Quizá no. Quizá Internet haya permitido que la comunicación entre seres humanos se haya visto alienada. ¿Qué fue de esos grupos de amigos que quedaban de una semana para otra, que hacían cadena con el teléfono fijo de sus casas o que simplemente venían a buscarte a la puerta de casa?

¿Nos cuentas más cosas buenas y malas que haya supuesto Internet en tu vida y la de tu entorno?

Blog Comunicación Internet Tecnología

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *